Tras la huella del diablo

Quién no se imaginó alguna vez como luce el diablo? A todos se nos viene una imagen a la cabeza cuando lo pensamos, rojo, con barba, cuernos, cola… pero alguien imaginó alguna vez la huella del diablo? la pisada que puede tener? Bueno, nosotros la vimos en Munich 😐 Más precisamente en la Catedral de la ciudad.

La leyenda

La leyenda de esta pisada tiene parte histórica real verificable y obviamente, la parte que hay que creer o no y ya queda en cada uno. La catedral fue encargada por Segismundo de Baviera al arquitecto Jörg von Halsbach quien la empezó en 1468 jactándose que podría construir una catedral más rápido que nadie. Pero el primer problema que surgió es que el presupuesto asignado se consumió muy rápidamente por lo que le asignaron otra parte. Que pasó con esa parte? Se consumió aún más rápido que la primera… entonces el Rey de Baviera cansado de esto, le puso un plazo final al arquitecto para que la termine o la termine, pero plata no había más. Qué pasó entonces?

Dicen que el Diablo se apareció por la Catedral un día porque le gustaba como estaba quedando esa iglesia, un dato como mínimo polémico porque “La Frauenkirche” (Como se la denomina) fue construida de ladrillo rojo en un estilo muy recatado por decirlo de manera suave (para mi gusto personal y comparando con otras catedrales es bastante fea) y sin la ostentación de los típicos ornamentos góticos. Cuestión que el diablo le planteó un pacto al arquitecto Jörg von Halsbach: Si no agrega ninguna ventana más a la iglesia, que hasta ese momento sólo tenía una grande detrás del altar) entonces el le daría el presupuesto que le faltaba, y sino, se iría al infierno con él. Luego de pensarlo un rato Jörg aceptó. Misteriosamente el dinero apareció y la iglesia se terminó en 20 años.

Eran todos felices… pero un día el diablo volvió y quería verificar si realmente Jörg había cumplido el pacto. Al llegar a la iglesia se da cuenta que tiene muchísimas ventanas, entonces furioso se quería llevar a Jörg con él, pero el arquitecto más vivo que el diablo, le dijo que se paren en el lugar donde fue el pacto, que él le había dicho “Desde ACÁ EN ADELANTE” no habrá mas ventanas, y efectivamente desde la vista que tenían en adelante, no se veía ninguna ventana más, ya que todas son precisamente tapadas por cada columna de la iglesia. Ahí fue cuando el diablo al verse engañado, dio una pisada que hizo temblar Munich.

CREER O REVENTAR.

Foto desde la vista que tenía el diablo al cerrar el trato:
catedral munich huella del diablo

Vista aérea donde se pueden ver todas las ventanas laterales que son tapadas por las columnas:
catedral munich afuera

Reconstrucción de la Catedral de Munich

Lamentablemente la catedral sufrió severos daños durante la Segunda Guerra Mundial; el techo fue destruido y una de las torres sufrió importantes destrozos. La restauración más importante del edificio se llevó a cabo después de la guerra y ha sido terminada en diferentes etapas, la última en 1994 pero siempre manteniendo un estilo muy simple con el que fue construido desde el principio.

Precio: La entrada a la catedral es gratuita, por lo que no dejen de visitarla 🙂
Horario: Todos los días de 7:30 a 20:00 horas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *